Saltar al contenido principal.

Acceso a otros temas jcyl.es

Página de inicio de la Junta de Castilla y León

Tributos

Contacto

Acceso a otros temas jcyl.es

Tributos de Castilla y León

  • Tributos
  • Preguntas frecuentes
  • Deducción IRPF por obras de reparación y mejora
Contenido principal. Saltar al inicio.

Deducción IRPF por obras de reparación y mejora

Disposición transitoria segunda del Texto Refundido de las Disposiciones Legales de la Comunidad de Castilla y León en materia de tributos cedidos por el Estado, aprobado por Decreto Legislativo 1/2008, de 25 de septiembre que se ha derogado por Decreto Legislativo 1/2013, de 12 de septiembre. Deducción por inversión en obras de reparación y mejora en vivienda habitual.
  • 1. El contribuyente podrá deducir el 15 por 100 de las cantidades que hubiera satisfecho durante los ejercicios 2011 y 2012 por las obras de reparación y mejora en su vivienda habitual en los términos previstos en los siguientes apartados de esta disposición.
  • 2. No darán derecho a practicar esta deducción las obras que se realicen en plazas de garaje, jardines, parques, piscinas e instalaciones deportivas y, en general, los anexos o cualquier otro elemento que no constituya la vivienda habitual propiamente dicha.
  • 3. La base de esta deducción estará constituida por las cantidades satisfechas por las obras indicadas a empresarios o profesionales, con un límite de 10.000 euros.
  • 4. En ningún caso darán derecho a la aplicación de esta deducción las cantidades satisfechas con derecho a la aplicación de las deducciones por inversión, mejora o rehabilitación de vivienda habitual previstas en la normativa estatal y en el artículo 9 bis y disposición transitoria primera de esta ley. Se exceptúa de la regla de incompatibilidad anterior la deducción regulada en la disposición adicional vigésima novena de la Ley 35/2006, de 28 de noviembre.

 

 ¿Qué obras dan derecho a la deducción?

Las obras que dan derecho a aplicar la deducción son aquellas obras de reparación y mejora realizadas en la vivienda habitual.

  • Tienen la consideración de reparaciones las actuaciones efectuadas regularmente con la finalidad de mantener el uso normal de los bienes materiales (como el pintado, el revoco o el arreglo de instalaciones) así como las de sustitución de elementos de la vivienda (como las instalaciones de calefacción o las puertas de seguridad).
  • Tienen la consideración de mejoras las actuaciones que incrementan el valor de la vivienda. Por ejemplo, la instalación de suelos, las obras en paredes, techos, tuberías, alicatados o instalaciones eléctricas.
  • No dan derecho a la aplicación de la deducción la adquisición de bienes que no se incorporan como parte del valor del inmueble. Por ejemplo, el mobiliario de cocina y los electrodomésticos.

Las actuaciones deben haberse realizado a partir del 1 de enero de 2011.

No dan derecho a la aplicación de esta deducción las obras que se realicen en plazas de garaje, jardines, parques, piscinas e instalaciones deportivas y, en general, los anexos o cualquier otro elemento que no constituya la vivienda habitual propiamente dicha.

No dan derecho a aplicarse esta deducción las siguientes cantidades:

  • a. Las que generen el derecho a aplicarse las deducciones por inversión o rehabilitación de vivienda habitual previstas en la normativa estatal, salvo la deducción estatal por obras de mejora de la eficiencia energética, accesibilidad e instalación de infraestructuras de telecomunicación.
  • b. Las cantidades con derecho a aplicarse la deducción autonómica por inversión en instalaciones medioambientales y de adaptación a discapacitados en vivienda habitual.
  • c. Las cantidades con derecho a aplicarse la deducción autonómica por obras de adecuación a la Inspección Técnica de Construcciones.
     
¿Quién tiene derecho a aplicar la deducción?

El contribuyente sujeto al IRPF que:

  • a. Tenga su residencia habitual en Castilla y León.
  • b. Haya satisfecho cantidades en los ejercicios 2011 y 2012 para la realización de las obras en su vivienda habitual previstas en esta deducción y pueda acreditar formalmente los detalles de la inversión y del medio de pago.
¿Qué cantidades dan derecho a la deducción?

Las cantidades satisfechas a empresarios y profesionales durante los años 2011 y 2012 por actuaciones realizadas a partir del 1 de enero de 2011. 
 

¿Es compatible esta deducción con la deducción estatal por adquisición y rehabilitación de la vivienda habitual?

El apartado 4 de la disposición transitoria cuarta del Texto Refundido establece que están excluidas de la deducción (“no dan derecho a la aplicación de la deducción”) las siguientes “cantidades”:
“las cantidades satisfechas con derecho a la aplicación de las deducciones por inversión, mejora o rehabilitación de vivienda habitual previstas en la normativa estatal…Se exceptúa de la regla de incompatibilidad anterior la deducción regulada en la disposición adicional vigésima novena de la Ley 35/2006, de 28 de noviembre”
Por lo tanto, no puede aplicarse la deducción autonómica a las cantidades que generan el derecho a la aplicación de la deducción por adquisición y rehabilitación de vivienda habitual, regulada en el artículo 68 de la Ley 35/2006, de 28 de noviembre, del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas.
 

¿Es compatible esta deducción con la deducción estatal por obras de mejora en la vivienda habitual?

 El apartado 4 de la disposición transitoria cuarta del Texto Refundido establece que están excluidas de la deducción (“no dan derecho a la aplicación de la deducción”) las siguientes “cantidades”:
“las cantidades satisfechas con derecho a la aplicación de las deducciones por inversión, mejora o rehabilitación de vivienda habitual previstas en la normativa estatal…Se exceptúa de la regla de incompatibilidad anterior la deducción regulada en la disposición adicional vigésima novena de la Ley 35/2006, de 28 de noviembre”
Por lo tanto, puede aplicarse la deducción autonómica a las cantidades que generan el derecho a la aplicación de la deducción por mejoras en la vivienda habitual, regulada en la disposición adicional vigésima novena de la Ley 35/2006, de 28 de noviembre, del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas.
 

¿Hay límites cuantitativos de renta en la base imponible?

No se establecen límites a la base imponible del sujeto pasivo por encima de los cuales no sea de aplicación la deducción autonómica. 
 
 

¿Las reformas en patios, corrales y fachada también están sujetas a estas ayudas? ¿Están tipificados los trabajos de restauración que se valoran?

El apartado 2 de la disposición transitoria segunda del Texto Refundido establece lo siguiente:
2. No darán derecho a practicar esta deducción las obras que se realicen en plazas de garaje, jardines, parques, piscinas e instalaciones deportivas y, en general, los anexos o cualquier otro elemento que no constituya la vivienda habitual propiamente dicha.
De acuerdo con el Diccionario de la Real Academia Española, vivienda es:
Lugar cerrado y cubierto construido para ser habitado por personas.
Por lo tanto, no dan derecho a la deducción las obras realizadas en aquellos elementos anexos a la vivienda habitual o que no constituyan vivienda propiamente dicha. En los ejemplos que se citan en la pregunta:
- Los patios y corrales, aunque formen parte del mismo inmueble que la vivienda habitual, no pueden considerarse que constituyan vivienda propiamente dicha.
- La fachada del inmueble, en la medida en que constituya la pared exterior de la vivienda habitual, puede considerarse vivienda.
En cuanto a si están tipificados los trabajos, como se explica en la pregunta 1, cualquier actuación que pueda considerarse rehabilitación o mejora de la vivienda habitual genera el derecho a la deducción. 
 
 

¿La base de la deducción debe ser superior a alguna cantidad?

En el apartado 3 de la disposición transitoria segunda del Texto Refundido solamente se recoge un límite máximo a las cantidades satisfechas con derecho a la deducción. No se recoge ningún importe mínimo.
 

¿Qué documentación se debe aportar? ¿Qué se requiere en las facturas?

La aplicación de la deducción se realiza en el momento de declarar el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas de los años 2011 y 2012, durante el periodo de declaración que será entre abril y junio de 2012 y entre mayo y julio de 2013, respectivamente. No será necesario incorporar ninguna documentación en la declaración, únicamente completar todas las casillas del modelo.
Sí que será necesario conservar la documentación acreditativa del pago y de las características de la obra para comprobaciones posteriores que puedan ser realizadas por la Administración tributaria. Los documentos acreditativos serán la factura del empresario o profesional que haya realizado la obra, que cumpla todos los requisitos legales, así como el justificante del pago. 
 

¿Si el propietario de la vivienda tiene domicilio fiscal en otra Comunidad puede solicitar estas ayudas?

Las deducciones autonómicas establecidas por la Comunidad de Castilla y León solamente son aplicables a los sujetos pasivos que tengan su residencia habitual en el territorio de esta Comunidad.
 

¿Si no pudiera solicitar estas ayudas, puede acogerse a alguna otra ayuda para rehabilitar la citada casa?
 

Además de la deducción regulada en la disposición transitoria segunda del texto Refundido, se encuentran vigentes otras dos deducciones cuyo objeto son obras de distinto tipo en la vivienda habitual y en el edificio donde ésta se encuentre:

  • La deducción por inversión en instalaciones medioambientales y de adaptación a discapacitados, regulada en el artículo 9 bis del Texto Refundido.
  • La deducción por obras de adecuación a la inspección técnica de construcciones, regulada en la disposición transitoria primera del texto Refundido.
    Por otro lado, la Consejería de Fomento tiene establecidas diversas ayudas para rehabilitación de vivienda.
     
¿Dan derecho a la deducción las obras de saneamiento en el cuarto de baño (plato de ducha y mampara) para mejorar la estanqueidad en el mismo? ¿Qué habría que especificar en la factura como concepto?

Dan derecho a aplicar la deducción las actuaciones de rehabilitación y mejora realizadas en la vivienda habitual. Las actuaciones descritas puedes entenderse que son bien de rehabilitación, bien de mejora o de ambas características, por lo que da derecho a aplicar la deducción.
En la factura deberá aparecer el desglose pormenorizado de las obras realizadas, además de todos los elementos legalmente exigibles a una factura.
 

Mapa Web